Busconómico

Consecuencias de no devolver un crédito personal

Debido a la falta de previsión, al manejo inadecuado de las finanzas personales y otras circunstancias, es posible que dejes de pagar un crédito personal. Esta circunstancia, bastante común por no hacer caso a las mismas advertencias de prestamistas y páginas como la nuestra, puede generarte muchos problemas.

El impago de un préstamo es simplemente aterrador cuando estamos agobiados por las deudas y no encontramos la solución más coherente. Una consecuencia natural dentro de empresas o bancos, es iniciar el reclamo de lo adeudado.

Si quieres entender mejor lo que podría pasar, vamos a detallar los procedimientos legales y cómo podría afectarte no devolver el dinero.

Nunca irás a la cárcel por no pagar un préstamo

Aunque sientas angustia, miedo o experimentes insomnio por no pagar tus deudas, ciertamente no vas a terminar en la cárcel por un crédito personal.

Claro, esto no significa que debas ir por la vida sin asumir esta responsabilidad. Al tratarse de un endeudamiento de carácter civil, la Constitución señala que no te pueden poner preso.

  • Creditozen
  • Importe del préstamo: entre $ 1,000 y $ 10,000
  • Plazo: 61 días
  • Credicompadre
  • Importe del préstamo: entre $ 500 y $ 6,000
  • Plazo: entre 7 y 30 días
  • HolaDinero
  • Importe del préstamo: entre $ 1,000 y $ 10,000
  • Plazo: entre 5 y 30 días

Esto puede cambiar si existe lo que se llama delito patrimonial, que es cuando hay una intención de fraude, como nunca pretender pagar el crédito.

Un ejemplo frecuente sobre lo que hablamos son los cheques sin fondos asociados a cuentas ficticias o canceladas. Si obtienes una ganancia ilícita aprovechando las desventajas del prestamista, entonces sí puedes ir preso.

Por lo general, la gente se ve involucrada en un sobreendeudamiento por diversas causas que no les permiten afrontar los compromisos adquiridos.

Razones como una enfermedad inesperada, el despido del trabajo, la quiebra financiera y el mal uso del dinero, son la base para que esto suceda. No obstante, lo que vas a enfrentar es una demanda civil o mercantil.

Credinero Famsa
Credinero Famsa
  • CAT: 86.90%
  • Plazo mínimo: 12 meses
  • Plazo máximo: 36 meses

  • Interés: 45%
  • Importe mínimo: 5,000 €
  • Importe máximo: 250,000 €
Crédito de Nómina
Crédito de Nómina
  • CAT: 33.40%
  • Plazo mínimo: 18 meses
  • Plazo máximo: 60 meses

  • Interés: 16%
  • Importe mínimo: 2,000 €
  • Importe máximo: 500,000 €
Crédito Nómina
Crédito Nómina
  • CAT: 45.20%
  • Plazo mínimo: 6 meses
  • Plazo máximo: 36 meses

  • Interés: 18.60%
  • Importe mínimo: 1,000 €
  • Importe máximo: 500,000 €

En ningún momento debes hacer caso a las amenazas de los cobradores sobre denuncias ante el Ministerio Público o por fraude.

Ante esta situación, puedes acudir a la Condusef personalmente y realizar una queja formal sobre estas intimidaciones. También puedes hacerlo mediante su website si te parece más cómodo.

¿Qué podría suceder si no pagas un crédito personal?

Antes de dejar de pagar las cuotas o usar el dinero para solventar otros asuntos, es preferible llegar a un acuerdo con el banco o el prestamista. El problema fundamental consiste en que el retraso genera intereses de mora, lo cual incrementa la deuda de forma exponencial hasta que se vuelve inmanejable.

Si has llegado a ese punto, puede suceder lo siguiente:

Afectará tu reputación

Impago de préstamo personalCuando empiezas a fallar con el pago puntual de las cuotas, muchas entidades dejan de considerarte un cliente. El efecto inmediato es que perderás la confianza del prestamista y del sector. Ya que todos se enterarán, y te será muy complicado obtener financiamiento otra vez.

Por eso hay que tener un plan B o C cuando optas por un préstamo personal.

Tendrás un historial crediticio negativo

Sin importar el monto, igual tus acciones se verán reflejadas en el Buró de Crédito que se actualiza cada mes. Esto porque las instituciones financieras tienen la obligación de reportar estos incidentes.

La información estará disponible para cualquiera por al menos 6 años. La forma de remediarlo es pagando la deuda, para lo cual debes poner tus asuntos en orden.

Serás acosado por cobradores

El propósito del servicio de cobranza es hacerte la vida imposible para que pagues lo que debes. Por ello utilizan tácticas psicológicas para intimidarte, provocarte miedo, obstinarte y que termines cediendo.

Si bien existen normas para estos personajes, eso no impide que puedan llamarte todo el día. Además, contactarán a los contactos, referencias, avales o familiares definidos en el contrato.

Perjudicará a tu aval

Si durante la contratación del crédito personal te exigieron un aval, esa persona tendrá que responder cuando dejes de pagar. Él o ella estará encargado de asumir las consecuencias de tus actos y será perseguido por los acreedores para que salde la deuda.

Esto es algo que debes considerar muy bien cuando solicitas un financiamiento, en especial si vas a escoger a un familiar como respaldo.

Podrías quedarte sin lo que compraste

Dependiendo del tipo de préstamo que solicitaste y quién te lo concedió, el impago les daría derecho a embargar las cosas que compraste con el dinero. Así sucede con las tiendas departamentales, que te ofrecen una línea de crédito para adquirir sus productos.

Si se hace evidente que no vas a poder cancelar lo adeudado, según el contrato, el comercio podría exigir la devolución de la mercancía sin ningún reembolso.

Te embargarán en el sueldo

Esto sucede en el supuesto de que tomes un crédito personal respaldado por tus ingresos. Desde el 2016, las entidades bancarias tienen la potestad de recuperar la deuda que dejaste de pagar por medio de la cuenta nómina a la cual están domiciliadas las cuotas.

Cuando vayas a solicitar un financiamiento en función de tu sueldo, ten muy presente esta posibilidad.

Enfrentarás problemas legales

El monto de la deuda es un factor importante para bancos y prestamistas. A veces el reclamo de cantidades pequeñas no compensa los gastos judiciales. En cambio, la existencia de un pagaré por una suma considerable podría significar una demanda civil o mercantil para recuperar el dinero prestado.

En otros casos, si el contrato estipula como garantía los bienes presentes y futuros, podrían embargarte el auto, la vivienda o cualquier posesión para saldar la deuda.

Como ves, son muchas las consecuencias que podrían tener tus actos cuando estás ante la imposibilidad de devolver un dinero prestado.

Solamente podemos insistir en que conozcas bien el acuerdo que vas a firmar, tengas la certeza de que puedes afrontar el compromiso y que, si ya eres deudor, trata de corregir primero la situación antes de pedir financiamiento de nuevo.

Mientras que para nosotros es importante que conozcas la gran variedad de opciones en cuanto a productos financieros, lo es más el saneamiento de tus finanzas personales. La búsqueda de la prosperidad y el éxito material debe estar guiada por buenos hábitos financieros, disciplina e información relevante.


Comentarios


Comentarios

Nombre:
Mail:
Comentario: