Busconómico

Qué son las transferencias SPEI y TEF y en qué se diferencian

Al hacer referencia a los métodos de pago electrónicos más populares del país, es particularmente importante mencionar el SPEI y el TEF, sistemas comunes para dueños de negocios, empresarios y personas que aprovechan a diario la banca online.

Como tantos otros conceptos dentro del vasto mundo de las finanzas, no se trata de algo complejo o difícil de asimilar. Quizás estas figuras cambien de denominación en un futuro no muy lejano, pero por ahora bastará con algunas explicaciones sencillas sobre sus aspectos funcionales básicos.

Origen de las TEF y del SPEI

La implantación del SPEI (Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios) y las TEF (Transferencias Electrónicas de Fondos) es producto de un esfuerzo del Banxico por incorporar pagos sistemáticos modernos. Esto quiere decir que los mismos cumplen con ciertos principios básicos publicados por el BIS (Banco de Pagos Internacionales) y obedecen a normas internacionales de compensación y liquidación.

Transferencias SPEI y TEFPor esta razón, se convino en mejorar las leyes encargadas de los sistemas de pagos por presentar ciertos vacíos normativos. Así fue como nació, en 2002, la Ley de Sistemas de Pagos aprobada por el Congreso. Luego la Junta de Gobierno del Banxico agregaría unas reformas clave para controlar los riesgos de crédito, lo cual terminaría en 2005.

En consecuencia, tanto las TEF como el SPEI son una actualización necesaria a lo que antes se conocía como Sistema de Pagos Electrónicos de Uso Ampliado (SPEUA). Estas nuevas versiones se distinguen por ser más seguras, rápidas, eficientes, poseer esquemas de liquidación más simples, mejor automatización de procesos de envíos y recepciones y plataformas más sólidas.

Diferencias entre el SPEI y las TEF

Antes de extendernos un poco sobre las características del TEF y algunos aspectos del SPEI, hay que dirimir el asunto del porqué son distintos. La explicación sencilla se ve así:

Lo que esencialmente varía entre estas formas de liquidación es el tiempo que toma cada una. Con el Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios, las operaciones se realizan en tiempo real, significando en la práctica que depende de la disponibilidad del sistema para procesarlas. Las instrucciones enviadas requieren una ventana para su validación y consecuente ejecución.

En cambio, el sistema de Transferencias Electrónicas de Fondos está sujeto a un horario establecido de 24 a 48 horas para efectuar los cargos y abonos. Es una liquidación diferida que se lleva a cabo al final el ciclo de operación de la institución bancaria. Esté método de pago no está recomendado para montos elevados debido a los riesgos que implica este lapso más prolongado.

¿A qué llamamos TEF?

Parecido al SPEI, podemos definir a las Transferencias Electrónicas de Fondos como una plataforma que posibilita el pago digital entre diferentes cuentas bancarias. Esto también implica que hace innecesario el uso de documentos, cheques o papel moneda para llevar a cabo diferentes tipos de transacciones comerciales o personales.

Las TEF han sido concebidas como un método de pago para que bancos y clientes hagan operaciones digitales de forma segura, anónima y con cierta celeridad. Esto no solo ha representado un menor costo operacional para los beneficiados, también ha permitido una mayor simplificación de estos procesos de envío y recepción.

Funcionamiento de las TEF

La posibilidad de llevar a cabo una TEF, el elemento básico implica contar con una cuenta bancaria. Mediante la banca online de tu entidad preferida, una app para smartphone o tablet habilitada para ello, en los cajeros automáticos o incluso en las sucursales, tienes acceso con determinadas restricciones para usar esta herramienta.

El proceso funciona así:

  • El cuentahabiente, a través de los medios señalados anteriormente solicita al banco una transferencia digital por un monto determinado, indicando los datos del destinatario e ingresando el número de cuenta de recepción.
  • En el momento en que la entidad recibe dicha petición, debe verificar que el cliente tenga los fondos suficientes para concretar la operación. Si procede, se hace el traspaso, recibes un aviso de la hora en que se efectuó la transacción y también una clave de identificación exclusiva o código de rastreo.
  • A diferencia del SPEI que requiere la aprobación del Banxico, las TEF funcionan a través de la Cecoban, que es una empresa privada encargada de gestionar los datos que registran los bancos y liberar los fondos.
  • Una vez recibida la información de la institución bancaria, dicha compañía libera el dinero junto con los datos exigidos por el banco receptor. Así, el depositante y beneficiario tienen cómo ubicar los recursos enviados.

Qué se puede hacer con las TEF

En México y otros países que han incorporado este sistema eficiente de pagos, las operaciones disponibles más frecuentes suelen ser:

  • Abono del saldo para tarjetas de crédito.
  • Pago a proveedores que disponen de diferentes cuentas en otros bancos.
  • Cancelación de cuotas para un crédito a la cuenta del acreedor o prestamista.
  • Pago de sueldos y nóminas para aquellos trabajadores que tengan cuentas bancarias asignadas.
  • Depósitos destinados a personas físicas que tengan cuentas en entidades afiliadas al servicio.

Una ventaja importante de las TEF es que abarca los principales bancos nacionales y posibilita la transferencia a otros países. Además, este mecanismo está habilitado para tus dispositivos o métodos de pago favoritos, como apps instaladas en smartphones, tarjetas con banda magnética, chip o tecnología contactless, tokens y monederos electrónicos.

Estos sistemas se complementan entre sí para agilizar las operaciones electrónicas. Nuestro consejo es que adoptes esta tecnología sin temor para que organices mejor tus finanzas personales y ahorres tiempo valioso que puedes usar en otros proyectos.

Tanto el TEF como el SPEI están diseñados para descongestionar las ya abarrotadas sucursales de los bancos mexicanos más importantes. Por otro lado, estas plataformas te permiten automatizar tus pagos fijos, hacer domiciliaciones y cancelar servicios, simplificando tu vida y mejorando tus hábitos financieros.

Mientras que nosotros apostamos por el avance de la banca tradicional hacia una atención más eficiente, rápida y segura, también queremos promover sus aspectos positivos. Así estás al tanto de cómo funciona el sistema financiero.



Comentarios


Comentarios

Nombre:
Mail:
Comentario: